El tiempo tirano

| martes, 10 de febrero de 2009 | 11:02

Yo digo SÍ a la muerte de Eluana.
Porque la diferencia entre vivir y estar vivo es sideral.
Porque ella fue consciente de ello.
Porque el verdadero asesinato era tenerla así.
Porque la vida sólo nos pertenece a nosotros.
Porque no necesitamos miradas extrañas en nuestra muerte.

4 comentarios:

Rémora dijo...

Decir no a Cronos.
Sus sesos serán esparcidos en la ciudad sin tiempo.

Y ya no habrá nada,
Salvo eso que dicen que se llama paz,
Y tal vez una paloma muerta
Y una hoja de olivo
A la puerta del puticlub del Olimpo.

Pd: Bueno habrá que pulirlo, esto salió sobre la marcha, aunque tiene pinta de poema-aborto

Saludos chulo!!!!!


Saludos chulo!!!!!!!!

IGNACIO DEL VALLE dijo...

Sobre la marcha es una buena política, a veces. Lo del puticlub en el Olimpo tiene su punto :)

Anónimo dijo...

Pues espero que por lo menos en el Olimpo no haya un putiferio y que allí las tías follen por placer - el suyo y el de la(s) pareja(s), no por el dinero...
d. o la moralista malnacida en una época del consumismo triste :-)

IGNACIO DEL VALLE dijo...

Evidentemente...